Otra vez: canilla libre y menores

Este fin de semana, la policía y la Municipalidad volvieron a clausurar un evento con adolescentes y alcohol.

Hace pocos días, compartíamos imágenes del accionar de la Secretaría de Control municipal, clausurando un evento en la peatonal santafesina. El motivo: presencia de menores y circulación de alcohol, en modalidad canilla libre.

En la madrugada de este domingo, un hecho similar se vivió en un reconocido boliche ubicado en la Autopista 168, pero la situación fue más compleja. Al ingresar la policía, decenas de jóvenes comenzaron a correr, huyendo por  la salida de emergencia que, irrresponsablemente, fue activada por la gente del boliche. 

Quizás lo peor fue lo que sucedió después: llamaron a los padres de los menores para que fueran a retirarlos. Al momento, muchos de ellos se quejaron por el accionar policial, como si sus hijos no estuvieran siendo parte de un hecho ilegal.

La problemática se erige como uno de los puntos a trabajar seriamente, en el marco de la compleja cuestión de la nocturnidad. En una sociedad que reclama por la incesante inseguridad, muchos parecen minimizar ilícitos como el consumo de alcohol de menores.

Publicite Aquí

Noticias relacionadas